Internacional
Internacional

"El 6 Nations puede ser el torneo más grande del mundo"


Eddie Jones, Head Coach de Inglaterra, habló sobre el torneo que arranca en febrero, sobre el punto bonus y acerca del redimiento de los jugadores en sus clubes.

Lunes, 09 de Enero de 2017 | 13:42

Eddie Jones no cree que la introducción de puntos bonus en el Seis Naciones de este año marcará la diferencia en el estilo de juego del torneo. Él trabaja para asegurar que Inglaterra logre un ritmo rápido en su partido debut contra Francia, en Twickenham .

Jones estará sin al menos tres forwards para el inicio del torneo, con los hermanos Vunipola y Joe Launchbury lesionados, mientras que Chris Robshaw es poco probable que esté disponible para los dos primeros partidos, debido a un problema de hombro. George Kruis no jugará para Saracens este mes debido a una fractura del pómulo y el capitán, Dylan Hartley, vuelve de una suspensión.

"Los equipos se asustaron de perder en las dos primeras rondas del Seis Naciones el año pasado", dice Jones. "Ellos jugaron bien pero no querían correr ningún riesgo. Queremos cambiar eso. La última vez que Inglaterra jugó bien en la primera ronda fue contra Gales, en 2006”.

"Quiero que salgamos y establezcamos un punto de referencia en el primer partido –explicó-. El Six Nations es una competencia única debido a la intensidad de la rivalidad. Si conseguimos llevar el rugby a un gran nivel, se convertirá en el torneo más grande del mundo”.

Con respecto a las modificaciones comentó: "No creo que los puntos bonus [que se están probando en el torneo de este año] tendrán alguna influencia. He entrenado durante 20 años y no ha tenido ninguna influencia sobre cómo he planteado las cosas. Si juegas buen rugby, obtienes un punto de bonificación; si no lo haces, no lo obtienes”.

Jones, que reunió a su equipo en Brighton la semana pasada. Parece estar preocupado por el estilo de juego en la Premiership donde, salvo Saracens y Wasps, los equipos han sido inconsistentes esta temporada. "No me importa cómo jueguen los clubes, ese es su negocio", dice. "Se trata del nivel de habilidad de los jugadores: alguien que es hábil puede jugar de la manera que quiera. No controlo eso, así que no me sirve preocuparme por eso”.

"No miro los estilos y digo: 'Ese es un buen estilo, que es un mal estilo, que nos ayudará a desarrollar jugadores, eso no'. Es inconsecuente. Tenemos el tiempo con los jugadores que tenemos y tenemos que hacerlos tan buenos como podamos ."

Al comienzo de la temporada, el australiano exigió que sus jugadores de Inglaterra mostraran su clase internacional en sus clubes. "Algunos lo han hecho, pero el ambiente dicta el rendimiento de muchas maneras", dice. "Ha sido más difícil para los chicos que juegan en los equipos que luchan, pero Courtney Lawes ha vuelto a Northampton y ha jugado bien. Lo mismo que Tom Wood y Teimana Harrison. Y luego está Owen Farrell… No importa qué camiseta tenga. Podría estar jugando en el patio trasero contra su hermana pequeña y él jugaría igual. Ese es el tipo de jugador que queremos. "

Fuente: The Guardian

COMENTAR